El seguro del Mobile no incluyó coronavirus

La organizadora del Mobile World Congress había contratado un seguro de cancelación por importe de 120 millones de euros que incluía todo, incluso amenazas, actos terroristas y actuaciones tumultuarias y, por supuesto, “fuerza mayor”. Costó 500.000 euros, pero no incluía pandemia (como el coronavirus), un extra con precio inferior a 30.000 euros.

Una primera estimación calcula que la organización deberá devolver 170 millones en alquileres de espacios, reclamaciones por gastos de los expositores (diseño de stands, azafatas, hoteles, viajes…) y devolución de entradas.